septiembre 23, 2021

Noticias México

La relevancia del NO en nuestra salud

3 minutos de lectura

Por Dr. Alberto Molás, Miembro del Consejo Consultor de Nutriólogos de Herbalife Nutrition

NO” es una forma de abreviación química para referirnos al “óxido nítrico”, el cual es un gas incoloro producido por muchos tipos de células, entre las que destacan los macrófagos (células que participan en la identificación y destrucción de organismos dañinos), neuronas (células del sistema nervioso) y células endoteliales (son aquellas que recubren el interior de las arterias) [1]. En este artículo vamos a profundizar más sobre la relación del óxido nítrico con los vasos sanguíneos (arterias).

El NO, es considerado como el vasodilatador (que distiende las arterias) más potente, lo cual hace que se relacione con efectos benéficos tales como el aumento de la regulación del flujo sanguíneo a través de la función endotelial (FE). El término «función endotelial» se refiere específicamente a la óptima dilatación del tejido vascular y la capacidad de prevenir la vasoconstricción anormal[2] (cierre paulatino de las arterias que puede favorecer la obstrucción), lo cual se puede traducir en una elevación patológica de la tensión arterial (hipertensión arterial sistémica).

El NO se opone además a la lesión vascular y al desarrollo de patologías como la arteriosclerosis[3] (acumulación de grasas y colesterol en las arterias). Esta última es característica de la enfermedad cardiovascular y frecuentemente se presenta de forma conjunta con los diferentes factores de riesgo cardiovascular (hipertensión arterial, obesidad, diabetes hipercolesterolemia etc.)[4].

L- arginina que es un aminoácido, el cual juega un papel como precursor de “NO”. Así es, la molécula del NO es producida por muchos tejidos a partir de la L- arginina. Durante el ejercicio físico el NO beneficia la contractibilidad muscular debido a que es un potente modulador en el metabolismo del músculo esquelético, lo cual favorece la captación de glucosa para transformarla en energía y así mantener el ritmo de nuestro ejercicio[5].

La conclusión es una cita del Dr. Lou Ignarro, quien fue galardonado con el Premio Nobel de Medicina en 1998, por sus aportaciones científicas sobre el NO… “El óxido nítrico es una molécula vital de nuestro cuerpo y esencial para la salud cardiovascular. Es un componente que todos necesitamos, independientemente de nuestra edad o sexo. Desarrolla un estilo de vida sano que te proporcione suficiente óxido nítrico que contribuya a favorecer una vida larga, feliz y saludable para el corazón”

El Dr. Ignarro, también nos recomienda que practiquemos deporte y mantengamos actividad física, ya que así se favorece la formación del NO. Claro sin olvidar una alimentación saludable que incluya pescado, soya, cereales integrales y productos lácteos, ya que esto es una manera de adquirir el aminoácido L- arginina, precursor del NO.

[1] Widlansky ME, Gokce N, Keaney JF Jr, Vita JA. The clinical implications of endotelial dysfunction. J Am Coll Cardiol (Ed esp), 42 (2003), pp. 1149-60

[2] Widlansky ME, Gokce N, Keaney JF Jr, Vita JA. The clinical implications of endotelial dysfunction. J Am Coll Cardiol (Ed esp), 42 (2003), pp. 1149-60

[3] Davignon J, Ganz P. Role of endothelial dysfunction in atherosclerosis., 109 23 Suppl 1 (2004), pp. III27-32

[4] Schächinger V, Britten MB, Zeiher AM. Prognostic impact of coronary vasodilator dysfunction on adverse long-term outcome of coronary disease, 101 (2000), pp. 1899-906

[5] Schächinger V, Britten MB, Zeiher AM. Prognostic impact of coronary vasodilator dysfunction on adverse long-term outcome of coronary disease, 101 (2000), pp. 1899-906

Deja un comentario

Copyright © Todos los derechos reservados. | Newsphere por AF themes.